Blogrutas *****

Garmo Negro y Feniás. Ni tan mal

Por 21 diciembre, 2018 diciembre 23rd, 2018 Sin comentarios
La falta de nieve se deja notar en el Balneario de Panticosa
Ascendimos al Garmo Negro y al Feniás esta semana

Garmo negro (17/12) y Feniás (20/12)

Está claro. No hay nieve como otros años. Estamos mal acostumbrados y después de algunos años de comienzo prematuro de la temporada, cuando llega un año tardío, nos puede el ansia. Así que aquí estamos, en el Balneario. La verdad es que la ventaja del Balneario es que  casi siempre se portea, así que hoy no va a ser muy diferente que otras ocasiones.

Subimos hacia el Garmo. Normalmente calzaríamos esquís en la Majada Baja o incluso antes, en la estructura para aludes. Hoy tendremos que subir unos 20 minutos más, hasta encontrar una capa de nieve suficiente como para poder foquear con algo de comodidad. Bajando no será lo mismo, y descalzaremos esquís más arriba, después de haber apurado todo lo posible (las suelas de los esquís dan fe de ello)

Varios cientos de metros fuimos abriendo huella por nieve reciente pero sin base, con lo que pisábamos piedras tanto de subida como, desgraciadamente, de bajada. La mejor parte sin duda desde la salida del tubo (unos 2400m) hasta poco más arriba del collado, donde había buena capa de nieve. La pala final también con mucha piedra, pero buscando canales con nieve, lo pudimos pelear.

Y el descenso, como decimos, con muy buena nieve reciente. A veces aprovechábamos la huella para saber que no había piedras, y otras nos arriesgábamos, teniendo algunos más suerte que otros.

La verdad es que arriba sí que hay nieve
El jueves nos fuimos al Feniás, a cambiar de pico

El jueves fuimos al Feniás. Un poquito menos de porteo (pudimos calzar esquís algo más abajo) y con mucho cuidado por la nieve acumulada por el viento los días anteriores bajo la Peña Gabarda. Cuidando de nuestra integridad, subimos en protocolo las pendientes más fuertes (había zonas de gran acumulación en cara norte).

Como en el Garmo Negro, mucha nieve arriba, buena calidad, pero se corta a la altura de los ibones de Ordicuso, donde tendremos que descalzar y bajar andando.

Deja un comentario